Bienvenidos
a nuestra clase!

Te damos consejos útiles para estudiar y aprender matemáticas

logo alternativo de profe.com
Profe.com Profe Digital SL
Cómo estudiar matemáticas con éxito

La asignatura de matemáticas es probablemente la que tiene más fama de complicada entre los estudiantes, pero se puede convertir en una materia mucho más fácil de asimilar si seguimos algunos consejos al estudiar que nos han dado nuestros profesores especialistas en matemáticas y os vamos a compartir en este artículo.

El éxito en el aprendizaje de las matemáticas marcará la nota académica pero también habilidades esenciales como el pensamiento crítico y la resolución práctica de problemas en el día a día, por ello es tan importante que las familias motiven a sus hijos e hijas desde pequeños en esta área y les sigan motivando a medida que las matemáticas curriculares se vuelven más complejas.

Consejos para estudiar y aprender matemáticas

Estudia la teoría

Es importante que conozcamos y entendamos la teoría matemática antes de pasar a resolver ejercicios. Hacer una lectura o un vistazo rápido sin profundizar, sólo nos creará frustración cuando intentemos resolver un ejercicio por no saber resolverlo correctamente o lograrlo después de invertir mucho tiempo probando diferentes respuestas y volviendo a tener que repasar la teoría.

Memorizar axiomas y teoremas te ayuda a resolver con mayor agilidad diferentes tipos de ejercicios y sin duda es mucho menor la inversión de tiempo que necesitas para memorizarlos que recurrir a ellos cada vez que los necesitas.

Practica ejercicios

Realizar de forma constante ejercicios de matemáticas relacionados con la materia que has aprendido en clase es la mejor forma de aprender esta asignatura. Antes de intentar resolver el ejercicio, lee detenidamente el enunciado para poder plantear correctamente la resolución del ejercicio, luego procede a resolverlo y comprueba el resultado final.

Si el resultado del ejercicio matemático es correcto, ¡no te conformes! Realiza otro similar para comprobar que realmente has asimilado la materia. Si éste también te ha resultado muy sencillo de resolver, sube el nivel de dificultad del ejercicio, ¡un reto siempre es divertido!

Si el resultado del ejercicio matemático es incorrecto, ¡no te desesperes! Ahora ya sabes cómo no debes hacerlo, y eso es progresar. Revisa el ejercicio para saber dónde has fallado: en el planteamiento, en la fórmula utilizada, en el cálculo… Si sabes en qué fallas podrás avanzar en el aprendizaje en poco tiempo. Cuando hayas descubierto el fallo, ¡prueba de nuevo con un ejercicio similar!

Pregunta

Realizar preguntas en clases de matemáticas es muy importante, no te las reserves para más tarde si puedes hacerlo en el momento. Es muy complicado poder “seguir el hilo” de las matemáticas si no has entendido bien los conceptos más básicos, a medida que avances en los contenidos también aumentará tu frustración por no entender las matemáticas. Deja al lado la timidez y pregunta tantas veces como necesites.

Domina la calculadora

Si utilizas una calculadora para resolver ejercicios o comprobar si los has realizado bien, es esencial que conozcas bien cómo utilizarla. La calculadora obviamente no va a resolver ninguna carencia en tu aprendizaje de matemáticas, pero un buen uso puede convertirla en tu mejor aliada.

Concéntrate

Si estás en clase de matemáticas en tu escuela o instituto, ¡presta atención! Tu profe además de darte la explicación del contenido hará incidencia en los puntos de mayor complejidad y te podrá ayudar si te pierdes en la explicación respondiendo a tus preguntas.

Por otra parte, cuando estás estudiando matemáticas en casa es importante que no tengas distracciones que te desconcentren (ruido, alertas en el móvil o interrupciones de otras personas) y realizar los ejercicios en una buena zona de estudio.

Lleva la asignatura al día

Matemáticas es una asignatura de dificultad progresiva, por eso no vale de nada que intentes estudiar temario avanzado sin haber asimilado antes conceptos y fórmulas matemáticas básicas. Fíjate repasar el contenido de la clase de matemáticas siempre antes de la próxima clase. Si dispones de un profesor/a particular, pídele que te corrija ejercicios, te plantee nuevos y, por supuesto, te resuelva dudas. Si sigues esta rutina, te sorprenderás del progreso positivo que conseguirás en muy poco tiempo.

Aplica problemas en tu día a día

Las matemáticas pueden moverse en el ranking de odiosas a favoritas si eres consciente de cómo puedes utilizarlas en tu día a día. Te damos algunas ideas:

  • Calcula el presupuesto que necesitáis para las próximas vacaciones familiares y luego haz una hipótesis de ahorro para conseguirlo en 3, 6 y 9 meses.
  • Ayuda a preparar una receta pensada para 2 personas para hacer una merendola con todos tus amigos/as.
  • Si tenéis pensado mudaros de casa, toma nota de todo lo que deseáis llevaros y calcula su volumen para poder contratar una furgoneta o camión con una capacidad acorde.

Busca ayuda de refuerzo

Tanto si has suspendido una o varias veces la asignatura de matemáticas cómo si tienes buena nota pero te gustaría que alguien te ayudase para optimizar tu tiempo de aprendizaje, busca ayuda de un profesional de matemáticas que pueda ayudarte.

Realizar clases particulares de matemáticas te da la posibilidad de personalizar totalmente el aprendizaje a tu ritmo, detectar dónde tienes más dificultades y trabajar para solucionarlas a tiempo. Además, los profesores particulares se adaptan a la metodología de tu escuela o instituto para asegurar que cuando llegues al examen podrás plantear las respuestas tal como te las solicitan. Si contemplas esta opción, recuerda que puedes probar nuestras clases de matemáticas sin ningún compromiso.

Para acabar, diremos que la comprensión de las matemáticas está al alcance de cualquiera que siga estos consejos, pero si tienes dificultades contar con ayuda especializada puede marcar una gran diferencia. ¡Las matemáticas hay que disfrutarlas!